Inicio CRÓNICAS DE UN CONCIERTO ANUNCIADO Noche de rock canaria, Natribu y Anya sacuden Madrid en la Sound...

Noche de rock canaria, Natribu y Anya sacuden Madrid en la Sound Stage

465
0

Quizás dentro del mundo, mundillo habría que decir mas bien, del rock, este era por muchos motivos, un concierto sobre el que tenia mis dudas, mis temores por así decirlo.

No es ningún secreto que para mi persona Natribu es uno de esos grupos que han rebasado un limite por el cual pasan a ser prácticamente de la familia, una familia de la que he estado prácticamente desde su primer disco, sus primeros pasos, y siempre he estado, en mayor o menor medida, a su lado, apoyando al grupo y viendo su notable evolución. También por eso tenia, ahora puedo expresarlo, ciertos nubarrones con este festival de grupos insulares, aquí en la capital.

Para empezar con esta cronica debería decir que el grupo, teniendo en cuenta el mérito que  conlleva, es un grupo bastante asiduo a la capital, y que previamente a este concierto el grupo había tocado en la sala Silikona, en este mismo año, y no excesivamente lejos también en Toledo, una zona que podríamos considerar dentro del circulo de la parte centro de la piel de toro, por lo que considero que es una zona común, con el riesgo, bien sabido por los grupos de aqui, de tocar excesivamente en una zona concreta y quemar al publico que te apoya.

Otra de mis dudas venia por la elección de la sala. Partamos de la base de que esta sala, antes conocida como Lemon, hoy re-bautizada como Sound Stage, es una buena sala, sí, pero es una sala bastante grande, muy, muy céntrica, con lo que suele acontecer cuando hay futbol cerca (esta prácticamente al lado del Santiago Bernabéu. Por suerte no había futbol, pero si un innumerable conjunto de conciertos.

Ademas de todo esto, el grupo viene únicamente con el apoyo de una banda también insular, sin público residente, cerrando un cartel de dos bandas foráneas, que si bien pueden tener cierto gancho, nunca podrán tener un público residente acorde a como si seria si estuviesen aquí residiendo.

Por otra parte, es de todos conocido que las salas de Madrid, son salas alquiladas en el horario de merienda, para que se celebren los conciertos, y luego ser desalojadas a la velocidad del rayo para que el público adepto a las músicas veleidosas varias, se explayen en su lugar.

Bien por ellos, pero todo esto no hacia presagiarme lo mejor para este bolo, y por el cariño que le tengo al grupo de cabecera, es algo que me atenazaba un poco con mis oscuros pensamientos.

Entrando en materia no puedo decir sobre la sala absolutamente nada malo. Absolutamente nada. Tienen un buen set  de luces, tienen un buen equipo de sonido, y la gente de la sala no cruza palabra contigo ni para bien ni para mal, cosa que se agradece cuando estas trabajando en la elaboración de la critica. También he de decir que esta sala da buen juego, precisamente para la elaboración de la grabación en DVD del concierto de Natribu, como final de la gira “Acoran”, cuyas sorpresas nos tenían muy bien guardadas el grupo sin duda.

Con mis presagios en mente, entramos en la sala para conocer al grupo telonero de la noche, los chicos de Anya (nombre no se muy bien si sacado del tema de los Deep Purple), grupo de Santa Cruz que firma un heavy metal poderoso, épico, (parecido a grupos como Sirenia o Nightwish o Amaranthe)y curiosamente, hoy, y aquí, cantado por un vocalista masculino, cuando lo que yo he investigado, lleva un timón femenino, entiendo que debido a los cambios de formación del grupo. Como decía, en sus primeros compases, y a pesar de las ganas y el buen hacer del grupo, apenas la primera fila éramos fotógrafos y redactores, cosa que me enerva especialmente.

Sin embargo, el duende siempre confabula, y poco a poco, y en una actuación bastante rápida, el grupo fue viendo como el público fue poco a poco llenando el aforo, eso si, de una forma bastante comedida en el mejor de los casos. Yo en estos casos lo que mas valoro son las ganas, y el buen hacer, y lo cierto es que el grupo exprimió cada minuto de su actuación, sacando petróleo de una zona yerma y dejando un buen sabor de boca a los asistentes del evento. No me cabe duda que las caras de complicidad y las sonrisas, conjuntando unos temas aquiescentes pueden con una pobre entrada de público… a pesar de todo. Me encantaría poder hablaros del grupo, sus orígenes, su trayectoria y sus trabajos, pero apenas tienen, por lo que he encontrado, una pequeña pagina de Facebook, y un videoclip en Youtube que os pongo a renglón seguido para vuestro deleite y el mío propio.

Set list; Intro, Siempre, A Otro Lugar, No Me Rendiré, Carey, Dark Forest, Siento Tu Latir, Hermanos Del Metal, Volveré A Soñar, Ya No Lloraré,

Sin embargo, como ya he dicho, Natribu tiene algo ganado en la capital, y es un publico residente, un público fiel de corazón, un publico que sigue al grupo este donde este, y teniendo en cuenta que hoy era una fiesta especial, no podía fallar, como no lo hizo en modo alguno. Como redactor, y como metalhead os asevero que conseguir esto es realmente difícil, y Natribu destaca por esa comunión perpetua con su público.

Y os aseguro que no se que tienen pero son capaces de hechizar el ambiente con su química, con sus temas y por, como siempre, el magnetismo de Chapi, como ya he dicho muchas veces, nuestra Lola flores del metal, una pantera escénica que trasmuta en dureza, pasión y afilada personalidad un espíritu indomable, pero con un equilibrio abstracto y sensible en su interior.

Y hoy es una noche especial, no se si os lo he dicho hasta el momento, y Natribu sabe que juega en casa a pesar de los miles de kilómetros que guardan en su mochilas. No diré nada que no sepáis de los grandes, grandísimos músicos que se animaron a concurrir al grupo en su haber, como es el señor “Lujuria” Oscar Sancho, todo un referente dentro del apoyo al metal incipiente, desde su programa de radio, o de su perfil como cantante, acompañando a Chapi, refulgente de dicha en su coro en el corte “Destripando”… mas “rabia” racial y no menos quimérica pantera es la fuerza brutal que desprende Fátima Pérez, mas conocida como Rabia Pérez, que junto a Chapi os puedo asegurar que saltaron en chispas en su union al cantar el corte “La Carta”, dos panteras de mirada y voz magnética, que en esencia rebosan arte racial y poderío comiéndose el escenario…

Es notorio el buen uso del escenario y el equilibrio de los temas y las colaboraciones desde el primer minuto con el portento de voz de Raúl, Hijos De Overón (al que ya vimos en la Silikona) brutal por los cuatro costados y perfecto en su apego a las notas de Chapi en un tema como es “Los Juegos Del Hambre”. Tampoco podemos obviar el poderoso carisma de uno de nuestros grandes vocalistas, Alberto Symón, un gran artista que vuelve a mostrar la fuerza que el grupo adquiere cuando dos voces tales se unen para levantar a la sala de golpe, en un temazo como es “Sueños Rotos”, simplemente una delicia.

Guiños, y mas guiños, detalles que dan una noche especial, como es ver a las dos hermanas Solla sobre las tablas, ver al público sediento de cada tema, flipar con ese lobo reducido ante la personalidad de Chapi, a ese cura venido a menos ante el backstage, en definitiva, generar una atmósfera irrepetible, una sensación de estar pasándotelos realmente bien en este fin de gira “Acoran“, siempre sabiendo como el grupo que sustenta como un pilar fuerte a este proyecto, a este directo lleno de complicidad; un grupo que rebosa buen rollo, buena onda a pesar de la dureza de las letras de los temas y su dramática crudeza implícita de muchos de ellos, ellos son el reflejo de una pasión, el metal. Ya estamos esperando ya un nuevo capitulo de esta historia, con la sonrisa incrustada en la cara.

Set list: Juegos Del Hambre, Éres El Lobo, La Carta, Pedir Perdón, Sueños Rotos, Sombra, Mis Motivos, Eima, Decir Adiós, Maho, Acoran, Canción De Cuna, Destripando, Respirar, La Herida, Solo Un Error, No Tiene Piedad.

Josean Zombie.

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here