Inicio CRÍTICAS EXPRESS INCURSED «BASKAVÍGIN» HELHEIM RECORDS

INCURSED «BASKAVÍGIN» HELHEIM RECORDS

953
0

Vaya por delante que no entiendo, con el nuevo disco en mis manos de Incursed «Baskavígin«, como la gente prefiere Spotify a tener el maravilloso trabajo en digipack que se han currado Incursed, una joya de esas que son un referente en tu estanteria, aunque no te gustase la música del grupo.

Dicho esto, el estilo de Incursed esta claramente de moda, y podriamos decir que Incursed tiene en las landas españolas ya un cierto abolengo conseguido por sus giras y sus trabajos, que les han llevado a girar con grupos del calibre de Suidakra (con quien los vi hace años, si no me falla la memoria en la desaparecida We Rock) Cruachan o Ensiferum. El folk metal esta en boga, a pesar de que tristemente sea un estilo al que hay que saborear en el fragor del directo, y no en el espacio enlatado de tu domicilio, pero no pierdo la esperanza de poder volver a ver el gran directo de este grupo.

Este trabajo confirma al grupo como ese referente del Folk metal en nuestro país, y he de decir que en general el estilo folk y pagan lo veo muy saturado y con exceso de grupos que se reiteran en una sola idea, en una sola dirección, siempre orbitando en una dirección. El bagaje desde el 2007 del grupo les da sello en el estilo y muestra solvencia técnica, ideas, y una ejecución envidiable, aunque no sea un disco que particularmente me sorprenda. Lo cierto es que tiene ese enganche de lo que nos importa, que no es otra cosa que hagan himnos coreables, divertidos, fiesteros, heavy’s y rompe cuellos, puro vicio headbanging y netamente brutales. Todo eso lo vas a encontrar en este trabajo, y ya con eso, pues hay que reivindicarlo.

«1615» es la intro con la que se abre el disco pura ambrosia celestial y armónica para entrar en el tema que titula al disco «Baskavígin» y que es una gozada. Si le quitásemos el prisma folk, bien podría ser un corte con muchos nexos a melodías del tipo Insomnium, pero la rapidez, la melodia central y el sabor rítmico y ese toque folk le da a este tema una esencia particular y fantástica, siendo el mejor tema del disco a mi ver. En el siguiente corte, «Who Stole My Beer» ya intuimos que entramos en un corte fiestero y rompe cuellos, coreable y fantástico, y lo cierto, es que a pesar de tener su línea dura y headbanging, tenemos un tema endiablado melódicamente y lleno de armonía. Dejamos el lado fiestero y nos metemos en la línea mas dura, con la épica de «The Black Hunter» un buen corte que incide en la base rítmica como estandarte para desarrollar un corte salvaje, pero con su punto armónico, muy adictivo sin duda.

«Colossal» el siguiente corte es un corte que podría recordarte en algunos puntos a Blind Guardian, sin embargo la parte Folk predomina, tiene un gran trabajo en la base de teclado, sinfónica y un destacable solo de violín y saca a flote a otro tema de gran línea compositiva y técnica. Volvemos al sonido mas «happy» folk metal con «Eusko Troll Label»… cachondeo, buen rollo pero con su bis afilada y headbanger. Volvemos a la épica, a la rotundidad y a la esencia salvaje y libre en «Into The Curse». Aquí el grupo muestra su buena mano compositiva, esa línea atmosférica y de nuevo los veo acercarse a propuestas tipo Insomnium o Belzebubs, y lo cierto es que es aquí donde más me gustan, ya que fusionan muy bien ambos modos de entender el estilo y la técnica más pagan-folk-death metal.

Navegamos de nuevo en los procelosos mares del sonido Incursed con Patxi Porroi un tema que se abre instrumental hasta que la lirica circular y cambiante, festiva y juerguera que le da brillo al tema, un corte que creo esta pensado como himno para volar en los directos, pero que se me queda un poco corto con respecto a otros cortes del disco. Proseguimos con «Paganauts» que es un corte de buena base rítmica, y un cierto aura de himno futbolero, no sé por que. Lo cierto es que tiene una buena estructura y un buen prisma melódico, a pesar de que, de nuevo, se me quede un poco por debajo de otros cortes, quizás por que la estructura que usan sea ya previa en otros cortes.

Llegamos a Souls On Fire la «balada del disco» que se abre melódica y de sabor celta, acústica y preciosa que se va electrizando en el desarrollo y cogiendo poderío hasta llegar a un tour de force salvaje, a un allegro mantenido y flamígero en este interesante corte.

Cerramos con «Saltus Eta Ager: PtI Saltus Vasconum/ Pt II: Ager Vasconvm» dos temas divididos pero unidos, que bien podrían ser, por si solos, un EP, dentro del LP. Folk, metal, armonía y uso del euskera dentro del tema. Salvando la parte étnica, mística, empírica, armónica, melódica e incluso sinfónica tenemos un corte al que hay que hay que invertirle varias escuchas para sacarle toda su dimensión y encontrarle todos sus detalles, una epopeya enorme para incidir en el final del disco.

En general veo pocas fisuras en el trabajo, salvo que yo habría metido algún tema menos, pero tiene sonido, versatilidad, mucha composición, armonía y el sello impagable de lo pagano y del aura de los pueblos arcanos del norte, y sobre todo, es headbanger y muy divertido…¿necesitas algo más?

Josean Zombie.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here