Inicio CRITICAS ZOMBIES FIEBRE “MI OTRA CARA”

FIEBRE “MI OTRA CARA”

194
0

Fiebre es uno de esos grupos que salen inexplicables en el escenario del rock en España.
Son inexplicables, porque no siguen, a pesar de hacer un heavy alambicado, denso y fuertemente técnico, pautas establecidas, no se parecen a nada ni a nadie, son ellos mismos, y porque a pesar de tener ese deje contundente, son fuertemente melódicos al mismo tiempo y cada tema se vuelve adictivo en cada escucha.
Esto es así porque Fiebre es el conglomerado de unas bestias pardas como músicos, que lejos de dejarse llevar por los egos, se sintetizan en un solo punto y realizan un trabajo cohexionado y que tiene un alma única pero con un punto de referencia.
Ese punto es el saber mezclar esos temas duros, marcados, con la inmensa voz de Tanke Ruiz, una voz totalmente alejada de lo que estamos acostumbrados a escuchar en el metal, una voz melodiosa, de amplio espectro, que no duda de tirar de octavas, sin llegar a estridencias, y que logra una comunión perfecta ante la dureza soterrada de los temas.
Sobre este aspecto no tengo duda alguna, Tanke tiene una de las mejores voces de España, y sin duda podría ser, si algún día se decide a competir en otras ligas, un artista que se codease con gente como Bisbal o Monica Naranjo, denostados por nuestro talibanismo musical, pero grandes artistas de inmensas voces, y que gracias a la divina providencia, Tanke a decidido apostar por el metal y no por el pop.
Así ademas, con músicos, como Nitro en las baquetas, de Infernoise, o Daniel De Don Pablos Ex-Arkgabriel, Ex-Omertha, perfilan junto a D.Márquez al bajo y la incorporación a la segunda guitarra de Adrian, son un único mecanismo que ejecuta los temas con precisión quirúrgica sin miedo alguno al denso torniquete que envuelve a la voz de Tanke y que hace que el disco sea tan especial.
No por ser músicos reputados se duermen en los laureles, cada tema presenta un andamiaje y una construcción que se ha mimado y afilado a lo largo de los años que el grupo ha luchado por hacerte llegar el disco a tus oídos.

Así con ello nos encontramos con esencias y trazas de unos Black label Society, de toques de guitarras firmes que en temas como “Dame mas” es imposible escuchar sin que te llene de energía y te entren ganas de partirte el cuello, haciendo headbanging, o ese toque levemente Jazz que sintetizan en un tema como el “Roce de tu piel” a pesar de se fuertemente Heavy, con la rítmica de Nitro echando fuego y las guitarras increiblemente densas que en un giro te ponen en un punto totalmente atmosférico.
“Mil y una noches” un tema se sentimientos encontrados entre la ferocidad del teatro donde se desenvuelve la voz de Tanke y que desarrolla unas guitarras ultra marcadas y de ese leve deje a Zak Wilde, con un increíble solo.
Y la joya de la corona para mi sin duda es “Sin mirar atrás” un tema que, no lo creeréis pero lo estoy escuchando con el vello de punta, un tema en el que aunamos la melódia mas cercana al paraíso, con el tono gutural de la voz de Toni Mero Mero de Cuernos de chivo protagonizando un maridaje perfecto increíble, intenso, brutal… sin aliento, uno de esos temas que en cuanto le des una escucha a la letra te deja al borde de la lagrima.

Ademas nos encontramos ante otras joyas como la intensísima “El tiempo curara” dura, de fuerte carga en el bajo y en la guitarra en el arranque, para entrar en un tema a la que la lírica arranca notas dramáticas y de cariño sin buscar tonos rápidos, dejando que fluya la letra y con un coro (prácticamente inapreciable)al que hay que prestar una especial atención; ademas en el disco puedes escuchar  el bonus track de este tema con Neus Ferri. (Ojo a los coros DE LUJO que tiene este tema).
Otro tema cañero y desenfrenado lo encontramos en “Tu dios” un tema que aunque de forma melódica gracias a la voz de Tanke, es duro, aquí el grupo se lanza en torno a la lírica, y apreciamos algún pequeño toque en los coros (creo también de Toni) en el cual el grupo se viene arriba en un magnífico tema.
Un vuelta de tuerca a su sonido también lo tenemos en “Fanático” el tema reseña del grupo, y en el que la producción la ha dado un toque mas profundo y duro y en el que destaco el buen hacer en las guitarras, en un riff casi-hipnótico.
Solo le encuentro dos cosas negativas al disco, una es el escueto librillo que acompaña al disco, demasiado simple y en el que la portada no destaca el buen trabajo que encontramos en el interior, y que hay un solo tema al que no le encuentro el punto, y es precisamente la colaboración a las voces de Leo Jimenez en “Mi otra cara” un tema en el que la contundencia en las bases, el tono denso y de atmosfera encapotada que transmite el tema hace que ambas voces sean demasiado alambicadas y cercanas, no destacando una sobre otra, o dando el contrapunto tan fantástico en el que otros temas en los que han colaborado ambos artistas si han demostrado… no obstante estamos muy lejos de decir que sea un mal tema, todo lo contrario, el guitarrazo que se marcan en el riff es de quitarse el sombrero y el tema en si es magnifico, pero yo hubiese buscado el bis mas duro en la voz de Leo para encontrarse o contraponerse con Tanke en este caso demasiado parecidos en la linea lírica.
El disco se escucha en un momento y siempre te deja con ganas de otra escucha y se te queda corto.
Producido por Leo Jimenez, y mezclado por Anti Horrillo, el trabajo en este aspecto es meritorio y saca un sonido crudo y diáfano que al grupo le casa a la perfección.

No lo dudes, dale una oportunidad a este disco, que esta llamado a ser otro de los discos de este 2014 que ya nos deja, y un grupo que puede ser, si no ya es, uno de los mejores grupos de la escena y llamado a ser de los grandes grupos de todos los tiempos si siguen en la linea que presenta este disco.

Josean Zombie.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here