Inicio CRITICAS ZOMBIES ABXENTA “SACRIFICATE” THE FISH FACTORY

ABXENTA “SACRIFICATE” THE FISH FACTORY

396
0

Caminos clásicos para reivindicar el rock, ese rock de antaño, pero vigente tras lustros de camino en las calles. Así deben pensar los marbellies Abxenta que nos traen su disco debut “Sacrificate” un trabajo que no reniega de los sones que en su día hicieron grandes a grupos como Obús, Muro, o los propios Barones.

Se podría decir que este básicamente es el primer trabajo del grupo, sin embargo su biografía nos habla de un transito que llega desde el año 2005 sin pasar por alto un disco autoeditado titulado “Desafío”, del año 2011, y algunos EP’S. Todo esto da como resultado un sonido compacto y afilado del disco, que si bien no aporta nada vanguardista, si tiene una calidad que lo defiende y propulsa dentro del ámbito del metal.

Me agrada sobre todo el tono abrasivo de todos los temas, y un especial el perfil en la parte de las guitarras que son en definitiva las que enganchas al oyente de todas todas.

Sobre las líricas, aqui entiendo que puede haber diversidad de opiniones. La parte del vocalista es bastante lineal, y no tiene mas que un registro duro y roto sobre los que reposan los cortes (en ocasiones incluso me recuerda a Fernando de Reincidentes). No puedo decir que me guste especialmente, pero tampoco puedo decir que no sea efectivo en el trabajo, ni que no cumpla en los temas, con esa búsqueda del tema mas duro, “el que más”. A Fortu le ha funcionado durante años, por lo que no veo que no pueda funcionarle a Alvaro, el vocalista, por lo que entiendo que pueda haber diversidad de opiniones y haya a gente que le encante este estilo concreto.

Cambien el disco guarda un tono heterogéneo en todos los temas. Heavy Metal, sin grietas, sin fisuras por las que puedas ver otros estilos. A mi particularmente me parecen temas que me han marcado, en cuanto a su sonido, desde mi infancia metalera, por lo que me enganchan desde el minuto uno.

Ademas suenan potentes y limpios (a pesar de que quizás un tono algo mas sucio le vendrían de perlas en la masterizacion). Esto en un tocata potente como el mío, suena como un cañonazo, y eso es de agradecer.

Conociendo este disco “Sacrificate”, nos encontramos con “Fantasma” el primer corte con el quie entramos al disco es un corte de metal, aparentemente de arquitectura clásica, estribillos trotones, bajo ultra-denso, buen riff central y macarreo del bueno. Gana en cada escucha y se pega enseguida, por lo que no es difícil tararearlo. Seguimos con “Vacio”, otro corte de aspecto y tersura abrasiva y muy heavy, solo que aquí el término armónico es sin duda ya el conocido del metal mas clásico, lo que no es negativo en absoluto, pero a mi, sin dejar de reconocer que me gusta, no me deja, sobre todo en las líricas y su tono clásico, tan buen sabor de boca como con el primero.

Seguimos con “Existire”, corte hondo y lleno de dureza, también muy escorado al heavy que abandero en su día gente como Obús o los propios Muro. Me gusta por esa especial esencia que destila la armonía central del tema, y por que no decirlo, su carácter bronco. Con el siguiente corte, el grupo ya me ha ganado, “Acordes Del rock“, por su letra, por su estructura adictiva y rompe cuellos, por su complejidad mas incisa… mola mil este corte, todo un himno.

Seguimos con otro tema, en este caso “Sacrificate”, otro tema muy conseguido, gracias a las dobles armonías de guitarra, y de nuevo por ese deje adictivo que el grupo sabe sacar a las lineas armónicas. Tenemos balada, dura y eléctrica sin embargo, en el trabajo, y “Triste Despertar” compone un punto de inflexión dentro del disco. No esta del todo mal, pero hay aspectos de la composición que no me terminan de convencer del corte.

Volvemos al tono bronco y afilado del metal que practica el grupo, por lo que este corte, “Tu Vales Mas” tiene un peso propio dentro del trabajo, gracias a un guiño de las partes líricas a doble linea que le da un aire distinto, a un corte ya de por si contundente y pesado. Mas dinámico tenemos “Cáos Y Destrucción” otra letra directa y afilada sobre una base de metal puro, lleno de melodías y armonías, muy conseguidas y muy, muy adictivas, otro gran tema.

Vamos entrando en el final del trabajo con dos temas, “No Me Hables”, un tema de poderoso heavy clásico, (con algún guiño punk), muy muy adepto al espíritu macarra de los eternos Obús, que curiosamente aquí si que le veo mas cuadrado el tono de la parte lírica, y cerramos con “Cabrón”… ya os podéis imaginar que en este corte saltan chispas desde su primer compás, en un tour de force fulminante y lleno de mala hostia.

Para mi, y a pesar de ser algo ya transitado, es un soplo de aire fresco, el volver a sentir un metal puro y lleno de actitud y consistencia rompecuellos… vamos, un trabajo que habla de lo que hemos sido como heavys, y de lo que no debemos olvidar cuando te de por hacer air guitar o espasmódicos actos de headbanging. Buen trabajo.

Josean Zombie.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here